Animación lectora

A veces por la prensa, a veces por los comentarios personales de algunos docentes, a veces por los propios niños o los padres, me entero de tal o cual escuela o zona escolar o municipio que organizan festivales de lectura. Estos festivales tienen el propósito de acercar de la manera más amable a los alumnos a la lectura mediante la realización de talleres con actividades atractivas, la exposición, préstamo y venta de libros y la presentación de actividades artísticas y culturales.

Cuando su cobertura es escolar, estos festivales se realizan en las propias escuelas y participan en ellos los docentes, los alumnos y, en la medida de lo posible, los padres; en otras ocasiones, se realizan en lugares públicos como jardines, edificios institucionales, calles o plazas, en donde la idea es involucrar –aunque sólo sea atrayendo su atención- a la sociedad en su conjunto. La idea es mostrar que para la escuela la lectura es importante y es, al mismo tiempo una actividad escolar y social.

  Los festivales de lectura forman parte, a su vez, de un proyecto más amplio impulsado en nuestro país por muchas instituciones educativas, culturales y sociales, tanto oficiales como civiles, y que se conoce como animación lectora. Por ello se entiende a un conjunto de actividades diseñadas e implementadas para propiciar el gusto por la lectura e impulsar el desarrollo del hábito de leer.––  Dado que las actividades de animación lectora son frecuentes en nuestro estado, conviene citar aquí seis consideraciones a tomar en cuenta cuando se desarrollan proyectos de este tipo:

–La relación con la lectura es un largo proceso que cada alumno sigue de forma individual. No pueden esperarse éxitos espectaculares a corto plazo.

–La influencia de los primeros maestros y de la propia familia suelen ser dos factores determinantes en la actitud hacia la lectura.

–La tarea de animación a la lectura exige una minuciosa planificación: selección adecuada de textos y actividades antes, durante y después de la lectura.

–Conviene conocer la experiencia lectora de nuestros alumnos.

 –La lectura no es sólo el conocimiento al canon literario. Literatura es lectura.

–La tarea de leer no se puede aislar de la actividad de escribir: animar a leer es, también, animar a escribir.

Estas consideraciones las cita Joaquín Paredes Labra (2005) en el artículo Animación a la lectura y TIC: creando situaciones y espacios, aparecido en la Revista Educación (No. Extraordinario 2005), editada en Madrid.–

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: